Nit de reis. (Pirates Teatre)

informació obra



Companyia:
Cia. Els Pirates Teatre,
Autor:
William Shakespeare
Dramatúrgia:
Adrià Aubert
Direcció:
Adrià Aubert
Escenografia:
Enric Romaní, Christian Rizzo
Vestuari:
Maria Albadalejo
Il·luminació:
Jorge Mur
Ajudant de direcció:
Queralt Casasayas i Mònica Portillo
Producció:
Marina Marcos
Intèrprets:
Núria Cuyàs, Clara de Ramon, Ricard Farré, Xavi Frau, Robert González, David Marcé, Laura Pau, Lluna Pindado, Arnau Puig, Aina Sanchez
Coreografia:
Christian Rizzo
Sinopsi:

Nit de reis és ben bé una comèdia agredolça, o si es vol mirar des del punt de vista de les nostres convencions, la llavor d'una veritable comèdia dramàtica. Perquè Shakespeare s'adona que darrera de tota comèdia hi ha una història veritable, amb uns personatges que la pateixen i la viuen intensament com la vida mateixa. I aquesta és la grandesa de l'autor, allò que el fa proper als nostres dies.

El desig és el tema principal d'aquesta peça teatral, però és la lluita de la raó i la bogeria el tema que
ens ha interessat veritablement a l'hora de posar-la en escena. Qui és que està realment boig? Aquell
que ha de fer el boig, com el bufó, aquell que es fa el boig o aquell que fa bogeries? Perquè, com bé
retrata el personatge del bufó, la raó és tan fàcil de capgirar com un mitjó i els personatges d'aquesta
obra sovint es deixen endur pel desig tractant l'amor amb total lleugeresa.

Crítica: Nit de reis. (Pirates Teatre)

15/12/2014

Noche de reyes o como queráis: Recordando lo divertido que es Shakespeare.

per Enid Negrete

Dada la importancia de la obra shakespeareana en la cultura occidental muchas veces se nos olvida que este famoso autor fue una criatura de teatro; que no busca las grandes producciones -porque simplemente en su tiempo no existían- ni las caracterizaciones de complejas formas; que él, como toda la gente que hemos vivido el escenario, sabía que la ficción no es una mentira, sino la construcción de otra realidad y, como el ser inteligente que era, tenía un sentido del humor impresionante.

Noche de reyes es una de las obras más complejas de Shakespeare por la diversidad de relaciones, historias y niveles de lecturas que contiene. El ritmo frenético que exige de sus intérpretes, así como la claridad para contar la historia sin hacer a un lado la profundidad de los personajes, son algunos de los retos que plantea.

En este caso, Los piratas teatre, hace una versión que cumple con todos esos requisitos y aún más.

Todos los retos que mencioné, Adriá Aubert los logra vencer con una dirección centrada en la claridad de las relaciones y motivaciones de los personajes, pero sobre todo, con cosas que muchas veces echamos de menos en los montajes isabelinos: alegría, inteligencia y sentido del humor.

Sin grandilocuencia ni pretensiones, esta compañía nos ofrece un montaje que resuma frescura, juventud y energía, con actuaciones que sorprenden en su calidad en un marco sencillo y sin aspavientos técnicos.

Aunque el nivel actoral es bastante homogéneo y disfrutamos a todos los actores, no puedo dejar de destacar el trabajo de Arnau Puig en el papel de Malvolio -divertidísimo en sus desventuras y desengaños- a Ricard Farré como un alocado hedonista, a Xavi Frau que lidió muy bien con el reto de un personaje tan difícil como es Orsino y a Laura Aubert (que nunca deja de sorprendernos con su capacidad actoral y musical) haciendo un bufón extraordinario. Todos logran la ambivalencia de esta obra que va desde la risa hasta la amargura, pasando por mil matices de por medio.

Shakespeare hace un teatro de actor, un teatro de contacto con el espectador, un teatro inteligente, donde los directores relamente sabios debe dejar su ego a un lado y darle el espacio al intérprete. Y no nos queda más que agradecerle a esta joven compañía que nos recuerde lo divertido y maravilloso que es.

PD: El accidente de un candil que cayó cerca de un espectador nos dejó impactados a actores y espectadores por igual.Por fortuna, sin consecuencia alguna, pero hace que sea necesaria una revisión de las condiciones técnicas del teatro.


Trivial